VANCOUVER, CIUDAD DE INVERSIÓN INMOBILIARIA Y CRECIMIENTO SOSTENIBLe

Desde los Juegos Olímpicos de Invierno 2010, Vancouver se ha convertido en una ciudad con unos de los valores de inversión inmobiliaria más altos a nivel mundial. Es una hedge city o ciudad de inversión, es decir, una concentración urbana segura y estable en la que inversores extranjeros deciden comprar propiedades inmobiliarias para cubrirse del riesgo financiero de sus propios países.

No es de extrañar que la ciudad canadiense sea foco de atracción: es un destino ideal para hacer negocios, tanto por la promoción de la innovación como por las ventajas fiscales que se obtienen. A pesar de que ha atraído inmigrantes e inversiones de todos los rincones del mundo, Asia y en especial China son las que más invierten. Ello hace que exista actualmente una mezcla de culturas entre la occidental y la asiática. Esta élite tiene incluso su propio reality show en televisión, el programa Ultra Rich Asian Girls.

Sin embargo, no todo es de color de rosa. El rápido crecimiento de Vancouver puede hacer peligrar su impresionante paisaje natural y la calidad de vida de sus habitantes, muy comprometidos con el respeto al medio ambiente. Se ha convertido en una de las ciudades más pobladas de Norteamérica y, además, las cifras desorbitadas de inversión han provocado una subida general de precios que la sitúan también como una de las más caras.

Vancouver blog

Pero, ¿qué hace que ocurra esto en una ciudad?

En el caso de Vancouver, se apunta a distintos factores:

-La crisis económica. Paradójicamente, la alta tasa de paro y la devaluación de los precios inmobiliarios atrajo la inversión. No ocurrió por arte de magia, se llevó a cabo una política de captación de inversión para acelerar el proceso de recuperación.

-Su estabilidad política, social y también climática. Es un lugar alejado de desastres naturales y ocupa un lugar privilegiado en la lista de ciudades más saludables para vivir. Su clima es agradable en comparación con otras zonas canadienses. El medio ambiente es una preocupación primordial y por ello se invierte en sostenibilidad.  Son líderes en economía verde, así que es el destino preferido de las empresas y profesionales dedicados las energías renovables y la eficiencia.

-Es el nuevo “tech hub”, después de Silicon Valley. La cantidad de jóvenes y emprendedores que allí se encuentran la han convertido en un dinámico centro de nuevos proyectos y viveros empresariales. ¡Están a la última en diseño, comunicación digital y entretenimiento!

-Se encuentra en un excelente enclave. El aeropuerto está relativamente cerca del centro si la comparamos con otras urbes. Y no sólo eso, cuenta con conexiones de vuelos internacionales que permiten llegar rápida y fácilmente. Los visitantes norteamericanos pueden ir sólo para hacer negocios y regresar en el día.

El caso de Vancouver acuñó el término hedge city, pero en estos últimos años han surgido nuevos enclaves que están experimentando este alto grado de inversión. Ya ha ocurrido en Sidney, Hong Kong y Singapur, y es previsible que el fenómeno se extienda a regiones con altas probabilidades de crecimiento y con estabilidad política que puedan convertirse en refugios para el sector inmobiliario. ¡Seattle ya ha sido bautizada como Vancouver 2.0!

En Goncesco, apostamos por la sostenibilidad y trabajamos por minimizar el impacto medioambiental.

Sin comentarios todavía.

Deja un comentario

Desarrollado por WordPress. Diseñado por Woo Themes